Maite García-Nieto

 
Principal Arriba

 

                                   
 
 
El espíritu de la colmena
Año: 1973
País: España
Duración: 97 min.
Dirección: Víctor Erice
Interpretes: Fernando Fernán Gómez, Teresa Gimpera, Ana Torrent, Isabel Tellería, Laly Soldevilla, Miguel Picazo, José Villasante, Juan Margallo
Guión: Víctor Erice y Ángel Fernández Santos
Producción: Elías Querejeta
Música: Luis de Pablo
Fotografía: Luis Cuadrado
Montaje: Pablo G. del Amo
Dirección artística: Jaime Chávarri
Premios: Concha de Oro del Festival de San Sebastián 1973
 
                         
Sinopsis :
Año 1940. Un pueblo perdido en la meseta castellana. Es domingo y llega la camioneta del Cine. En el desvencijado edificio que sirve para todo, se improvisa la proyección. La película: "El doctor Frankenstein". Durante noventa minutos por las calles solidarias del pueblo resuenan las viejas palabras del mito romántico. En el improvisado salón, entre los espectadores dos niñas: se llaman Isabel y Ana. Siguen atentamente la proyección. Son hermanas. La pequeña, Ana, pregunta a la mayor por qué el monstruo mata y por qué al fin muere. Son las primeras preguntas que Isabel resuelve gracias a su imaginación: el monstruo es un espíritu que puede aparecerse siendo su amigo y convocándole a través de ciertas palabras. Lo que para Isabel es un juego de la imaginación para Ana acaba siendo una realidad vital. Ella quiere al monstruo. Le busca. Le convoca. El viejo caserón donde viven las niñas con sus padres se va llenando de la presencia de algo impalpable que sólo Ana parece profundamente decidida a descubrir. Fernando y Teresa, los padres, viven sus nostalgias, sus frustraciones, sin aprovechar lo que esconde la mente de su hija pequeña. Un día, Ana desaparece. La búsqueda será angustiosa. La niña será hallada. Pero nadie, salvo ella, podrá conocer el final de la aventura.
                           
Comentarios:
La ópera prima de Erice desprende una mirada poética de gran sensibilidad, muy adecuada para el tono intimista de una historia muy pensada, con una trama muy leve.
El espíritu de la colmena es una de esas pocas películas que condensan el mundo. La mirada de Víctor Erice, a través de la niña sobre todo,(el tratamiento de la luz que hace Luis Cuadrado es prodigioso)  pero también a través de su hermana mayor o de la madre, incluso del padre, nos ofrece la compleja geografía de las pulsiones humanas. Es cierto que también la realidad social aparece en la pantalla, pero su importancia es menor. La situación de los pueblos castellanos, el fugitivo y su caza por parte de la Guardia Civil, las autoridades que aparecen, son elementos menores en una película de interiores, una película en la que lo que importa, lo que se retrata, aquello que el director disecciona con esa mirada fría al tiempo que compasiva, son los oscuros paisajes del mundo de los niños y el de los mayores.