Maite García-Nieto

 
Principal Arriba

 

 

Seré polvo de oro

para que nadie sepa;

Seré silencio para

que nada nos descubra;

Me haré tan diminuta

como una mariposa,

tan leve como el aire,

para estar a tu lado.

 

Y te amaré callada

desde mi sacrificio;

Y ahogaré mis palabras

para que no te alejes.

Seré solo una sombra

que persigue tus pasos,

solo tu y yo sabremos

que este amor es eterno.